Está listo el plan de renovación de la Zona Franca de Cúcuta

El Ministerio de Comercio, la Cámara de Comercio de Cúcuta, la Gobernación de Norte de Santander y la Alcaldía de Cúcuta ya tienen listo el plan de renovación de la Zona Franca de Cúcuta, una de las más abandonadas del  país.

El proyecto se le entregó por medio de licitación a la firma consultora Ronderos & Cárdenas, de la cual es socio el exministro de Comercio, Carlos Ronderos.

En la iniciativa se plantea vender 80% del predio a los posibles operadores que se instalen en la zona franca o que ya están allí pero en arriendo y 20% restante se alquilará, para que con esos recursos se cree un fondo de competitividad que dederá rentar $1.500 millones al año. El dinero recaudado se utilizará, según el exministro, para realizar investigación en fortalecimiento de clústers e innovación.

Recientemente, el presidente Juan Manuel Santos viajó a Cúcuta para entregar medidas de choque a mediano plazo que permitieran reactivar la industria.

En ese entonces el Presidente anunció que entregaría $8.900 millones para la reactivación de la Zona Franca,y se ampliaría el plazo hasta 2017 para la creación de las zonas francas uniempresariales, estas no tendrían que invertir $90.000 millones sino $3.000 millones como cuota inicial, lo que funcionaría como un incentivo.

Ambas estrategias marchan a buen ritmo. El primer paso que se debe consolidar para el plan de renovación es la entrega del predio al departamento y a la ciudad.

Ronderos dice que el principal problema que se encontró es que el lugar no tiene un dueño apoderado. Hace más de una década cuando el Gobierno decidió privatizar esta zona, se le cedió el título del predio a la Central de Inversiones S.A.

Sin embargo, esta entidad adscrita al Ministerio de Hacienda la devolvió al no estar claro el título de propiedad y desde entonces no ha tenido un operador permanente. El predio fue manejado por la Zona Franca de Bogotá con contratos muy cortos y después se le entregó a la Zona Franca Internacional del Valle de Aburrá (Zofiva), actual operador.

La Zona Franca de Cúcuta es un predio de 21 hectáreas, de las cuales solo 10 están construidas, las demás son lotes sin construcción. El análisis también destaca que las vías de acceso al lugar están muy deterioradas y no hay servicios públicos de alumbrado y de acueducto.

Valor de la reconstrucción de la Zona Franca de Cúcuta

Ronderos estima que la reconstrucción por metro cuadrado será de $125.738, y la renovación total costará $15.000 millones. Pero, para la adecuación y actualización de las 21 hectáreas se necesitarán $40.571 millones. Según el exministro, como la inyección de capital por parte del Estado es tan poca, se hará necesario buscar nuevos recursos. “La primera etapa es resolver los problemas jurídicos, trabajar en el desarrollo de la zona, y su urbanización tendría un costo de $35.000 millones”.

La reconversión podría demorarse tres años, dependerá del interés de las iniciativas que se desarrollan en Cúcuta. Según Proexport y el Observatorio Socioeconómico de la Frontera, en la región hay posibilidad de potencializar actividades como fabricación de muebles, textiles, cerámicas, cuero y calzado, arcillas y materiales de construcción.

El objetivo es que lleguen 40 usuarios operarios a esta zona franca que permitirá reactivar en cierta medida el empleo y la industria cucuteña. En 2015, se entregará a un fideicomiso los recursos que prometió el Gobierno, como capital semilla de un retorno que podría alcanzar los $100.000 millones.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *